PARA PODER LLEGAR A ENTENDER MUCHAS DE LAS COSAS QUE AHY AQUI, HAY QUE MIRARLAS CON LOS OJOS DEL "CORAZON".

.

.

..

.

martes, junio 14, 2011

R.P.G. Y TODO EMPEZO EN ... STAR WARS -- Exterior de Ambria

STAR  WARS




Exterior de Ambria

El gemido del viento desértico continúa. Se oyen los pasos Nomi al cruzar el paisaje.

Nomi: (Hablando desde un instante posterior a esta escena) Habíamos perdido de vista la nave. Mi hija y yo estábamos solas en el desierto. Yo sentía que mi antigua vida comenzaba a cerrarse detrás de mí como una gran puerta de hierro.

Vima: ¿Mamá, aún no hemos llegado?
Nomi: (Suspiro) Ya no queda mucho, pequeña gema... (Suspiro) Espero.
Vima: Mamá, estoy sedienta.
Nomi: Bien, (gruñidos) entonces... estás de suerte, pequeña. Hay un lago justo ahí delante.

El lago parece estar siseando con vapor.

Nomi: (Hablando de nuevo desde el futuro) Pero el lago estaba sucio, hirviendo y burbujeando.

Vima: Creo que ya no tengo sed.
Nomi: No te culpo, Vima. ¡Ese agua está hirviendo! ¡Siseando!

Nomi: (Desde el futuro) Y entonces oí las voces.

Murmullos: (Las voces del Lado Oscuro que oímos antes atormentando a Oron) Retrocede, Nomi Sunrider. Retrocede. Vuelve a las penas que dejas detrás. Las penas que te esperan delante son demasiado profundas. El terror que te espera delante es demasiado fuerte. El dolor que encontrarás es demasiado grande.
Nomi: Voces... en el vapor. En el lago...
Vima: ¿Voces, Mamá?
Murmullos: Retrocede, Nomi Sunrider. Retrocede.
Nomi: Retroceder... qu... quizá debamos retroceder, pequeña gema.
Otra voz: (Profunda, áspera) No.
Nomi: ¿Qué?
Voz: El poder del Lado Oscuro reside en ese lago, Nomi Sunrider. No lo escuches.
Vima: ¡Ahora yo oigo una voz, Mamá! ¡Una voz maravillosa!
Voz: Ven a mí, Nomi Sunrider. Yo te espero.

Se oye el lejano lamento de... algo.

Nomi: (Pega un salto, sorprendida) ¿Qué es eso? ¿Un cuerno? ¿En este desierto? Este calor debe estar afectándome.

Nomi: (Desde el futuro) Por un momento, titubeé, deseando poder retroceder... volar de vuelta a mi antiguo hogar, mi antigua vida. Pero Vima también había oído esa segunda voz. Era misteriosa, irresistible. Así que seguimos caminando, y sentí cómo dejaba atrás las puertas del pasado, completamente cerradas.

El cuerno suena de nuevo.

Nomi: (Desde el futuro) El viento se unió con el sonido de la llamada del cuerno. Y después de otra hora o dos, vimos una manada de bestias extrañas, como ganado, contestando el cuerno con extraños gritos y lamentos.

¡¡Hey, es una estampida!!

Nomi: (Desde el futuro) Y de repente se fueron galopando. Y oí la misma voz interna diciéndome que continuara... continuara... mientras mi pasado se desvanecía como un espejismo, y marché a través del polvo y la niebla hacia un futuro incierto, indefinido... hasta que el futuro tomó, finalmente, forma.
Exterior de la casa del Maestro Thon

El bramido de las bestias del desierto tiene aquí su origen.


Vima: ¡Mira, Mamá! ¡Una casa! Y allí están todas esas criaturas que oímos. Y hay un... un hombre amarillo, montando un... gran... gran... ¿qué es eso, Mamá?
Nomi: No lo sé, pequeña gema. Pero estamos a punto de averiguarlo.

Nomi: (Desde el futuro) Supe en seguida que el hombre que montaba esa bestia extraña era un Jedi.

La bestia que el hombre está montando resopla.

Hombre amarillo: Noté tu miedo a través de la Fuerza. No tengas miedo.

Nomi: (Desde el futuro) Cuando el jinete habló, yo sentí que algo se abría en mi corazón. Una cierta luminosidad... esperanza.

Nomi3: Y así es como te encontré.
Hombre amarillo: Entra en la casa. Tengo comida para ti y la niña.
Nomi: Gracias.
Hombre amarillo: Has venido de lejos, y en un extraño viaje, Nomi Sunrider. Estoy encantado de poder ayudarte.



Interior del Palacio Real de Iziz... o, mejor dicho, de las ruinas del Palacio Real de Iziz

El rugido de un incendio apenas deja oír la sirena. Los cristales estallan.

Tott: (Tose) Ayuda... que alguien... me ayude... (Gruñidos) Este pilar... me ha caído en el pecho... no puedo respirar... no puedo gritar...
Ulic: (Desde lejos, acercándose) ¿Hola? ¿Hay alguien ahí?
Cay: ¿¿Hola?? ¡¡Este lugar está a punto de derrumbarse!!
Tott: Ulic... (tose de nuevo) Cay... Estoy aquí.
Cay: ¡¡Hola!! Hol...¡¡¡Tott!!! ¡¡¡¡Ulic!!!! ¡¡¡He encontrado a Tott Doneeta!!!
Ulic: ¿Dónde estáis? ¡¡No puedo ver con todo este humo!!
Cay: ¡¡Aquí!! ¡Aguanta, Tott, te sacaremos de allí!
Ulic: Cay, tengo m... ¡¡Tott!! ¿Está...?
Tott: Estoy vivo, pero este pilar pesa una tonelada. Estoy usando todo mi poder en la Fuerza para impedir que me aplaste.
Ulic: ¿Qué pasó, Tott?
Tott: Los Oscuros atacaron el Palacio. Ellos lo hicieron estallar...
Cay: Y el fuego nos está rodeando. Tenemos que sacarle, Ulic. Quizá mi brazo mecánico pueda...

Usa su brazo para intentar alzar el pilar.

Cay: (Gruñendo) ¡¡No funciona!!
Ulic: Es demasiado pesado para ti, Cay.
Tott: Deprisa…
Cay: ¡¡Quizá podamos cortarlo con nuestros sables de luz!!
Ulic: ¡¡No!! ¡¡Cortaríamos por la mitad a Tott también!! ¡Tenemos que alzarlo usando la Fuerza!

Los dos Jedi concentran la Fuerza en el pilar...

Ulic: Concéntrate, Cay…
Cay: (Tosiendo) ¡Es difícil enfocar la Fuerza, Ulic! (Tosiendo más fuerte) Este humo... ¡este calor, como un horno!
Ulic: ¡¡¡¡Inténtalo!!!!

El pilar se mueve...

Cay: ¡¡¡Lo estamos logrando!!! ¡¡¡Lo hicimos!!!
Ulic: ¡¡Vamos, Tott, yo te ayudaré!!
Cay: ¡Démonos prisa, Ulic! Este lugar está a punto de...

¡¡¡¡¡Ccccrrrasssshhhh!!!!!



Explorador del Lado Luminoso — Cabina

La computadora emite un pitido de alerta.

Tresdé: Qué extraño. Hay una nave aproximándose al Explorador del Lado Luminoso. No pensé que encontraría a alguien en este desierto. ¿Computadora?
Computadora: Computadora activada.
Tresdé: Identifica a la nave que se aproxima, por favor.
Computadora: Identificación no disponible. La nave que se aproxima no está transmitiendo ningún código del teletranspondedor.
Tresdé: Vaya, qué raro. Quizás han tenido problemas técnicos y se han detenido para pedir ayuda. Emm..., ¿qué información está disponible, Computadora?
Computadora: La nave se aproxima a una velocidad de tres partes de tiempo estándar.
Tresdé: ¿¡¿Tres partes de tiempo?!? ¡Ésa es una velocidad temeraria para un viaje planetario!
Computadora: La maniobra y el ángulo de descenso coinciden con un perfil de ataque.
Tresdé: (Aterrorizado) ¿¡¿Ataque?!? ¡¡¡¡Oh, cielos!!!!
Computadora: El diseño y las marcas de la nave coinciden con la nave insignia del gángster conocido como...

Una explosión abre un agujero en la escotilla de la nave.

Gudb: ¡¡¡Abran paso a Bogga el Hutt!!!
Tresdé: ¡Oh, cielos!! ¡¡Mire lo que ha hecho a la puerta de esta nave!!
Gudb: ¡¡Eso no es nada comparado al agujero que haré en ti si no te quedas congelado como un cubito de hielo en Hoth!! Bueno, jefe, todo despejado.

Bogga está en una plataforma repulsora.

Bogga: ¡¡Ne mafuttaaaa!! ¡¡Date prisa, Gudb!! ¡¡¡¡Quiero mis cristales de Adegan!!!!
Gudb: Bien, muchachos, ya oísteis al jefe. ¡¡Empezad a buscar!!
Tresdé: Esperen un instante. No pueden irrumpir así en...
Gudb: ¡¡¡Ya te advertí!!!

Gudb dispara el bláster contra Tresdé, y luego sopla el extremo del cañón al acabar con las protestas del droide.

Gudb: Esto para el droide.
Bogga: ¡¡¡¡Los cristales, Gudb!!!!
Gudb: ¡Bien, muchachos, abramos esta nave como una lata de mollejas de Nerf! ¡¡Si esos cristales de Adegan están a bordo, los encontraremos!!



Interior de la casa del Maestro Thon — Noche

Un fuego está calentando la casa. Se oye el retumbar de las bestias en la distancia.

Hombre amarillo: Quiero oír el resto de tu historia, Nomi Sunrider. Pero primero, déjame terminar estos quehaceres.
Nomi: Esta gran criatura... ¿duerme dentro contigo?
Hombre amarillo: ¡Claro, por supuesto que sí! No... no sabes...
Nomi: Nunca había visto una criatura tan asombrosa en toda mi vida.
Hombre amarillo: Sí. Él es muy asombroso.

¿Eh? ¿No acaba de reírse la bestia?

Hombre amarillo: Bien, entonces... Me estabas contando la muerte de tu marido. ¿Qué pasó luego?
Nomi: Uno de ellos tenía una mascota venenosa. Atacó a Andur por detrás. Antes de que yo supiera lo que estaba pasando, mi marido... estaba muerto. No lo entiendo. Siempre fue tan fuerte. Él me contó que la Fuerza protege a un Jedi.
Hombre amarillo: La protección de la Fuerza es una cuestión de atención.

La criatura emite una especie de mugido... ¿mostrando su acuerdo?

Hombre amarillo: Un Jedi puede ser vencido si su atención es arrastrada lejos de su atacante. Durante siglos, algunos oponentes de los Jedi han aprendido a aprovecharse de esta vulnerabilidad. ¿Qué pasó luego, señora?
Nomi: Algo se apoderó de mí... Yo... creí ver a Andur, rodeado de luz. Sentí una gran fuerza. Recogí su sable de luz, y yo... maté a dos de los asesinos. Después, no quedaba otra cosa que hacer sino obedecer la orden de Andur. Permitir que la Fuerza me guiase... hasta aquí.
Hombre amarillo: ¿Y por qué estás aquí?
Nomi: Yo... estoy buscando a alguien. Se suponía que mi marido iba a encontrarse con él. Un Jedi.
Hombre amarillo: Yo soy un Jedi. Pero…
Nomi: (Abre la boca, sorprendida y feliz) ¡Entonces eres el que estoy buscando! ¡¡Eres el Maestro Thon!!
Hombre amarillo: Bueno, no. Eh...
Nomi: Debo darte sus regalos. Él dijo que estarías agradecido de recibirlos. Los tengo aquí.

Saca la caja de cristales y la abre.

Nomi: Cristales de Adegan. Andur dijo que sirven para hacer los mejores sables de luz.

Se oye el bramido de una bestia de fuera de la casa.

Hombre amarillo: Escucha.

Algunos bramidos más. Hay gente fuera, gritando.

Hombre amarillo: Algo está atacando a mi rebaño de bestias Staga. Alguien con malas intenciones está en el cercado...
Nomi: Eso... parece una Barcaza Hutt. ¡Y tu cercado está invadido por sus tripulantes!



Exterior de la casa del Maestro Thon

Los secuaces de Bogga se ríen mientras matan a las bestias del rebaño.

Gudb: ¡Eh, Nikto! ¡¡Este animal aún no está muerto!!
Nikto: (¿Todavía está vivo? ¿Nomi no lo había partido en dos...?) Oh. Lo siento, Gudb.

Nikto dispara con su bláster a la cabeza de la bestia.

Bogga: ¡¡¡Na cha kula!!! ¡Date prisa, Gudb!! ¡¡¡Esta noche tendremos un banquete de carne de Staga!!!
Gudb: ¡Ya oísteis a Bogga el Hutt! Vamos, muchachos, carguemos la cena cargada en la plataforma repulsora y...
Hombre amarillo: ¡¡¡Gusano Hutt!!!
Gudb: (Poniendo los ojos en blanco) Oh, muchacho.
Hombre amarillo: ¿¡¿No tienes suficiente con vuestras riquezas mal ganadas?!? ¿¿Tienes que robar también mi rebaño??
Gudb: ¿Y tú quién eres, amigo?

Se oye un CHASQUIDO seguido de un SISEO...

Gudb: ¡Oh, genial! ¡¡¡Otro Jedi!!!
Weequay: ¡¡Chu Sko, Kulta Jedi!!
Hombre amarillo: No cuentes con ello.
Bogga: ¡¡¡Gudb!!! ¡¡¡Acaba con él!!!

Fuego bláster.

Gudb: ¡¡Ya oísteis al jefe, muchachos!!
Hombre amarillo: Tu bláster no te ayudará contra mí.
Nikto: ¡No podemos detenerle, Gudb!
Gudb: ¡¿Crees que no lo veo?! ¡¡Sigue disparando!!
Hombre amarillo: Tu puntería es peor que tus modales. Será mejor que guardéis vuestros blásters y...

El hombre amarillo es noqueado de un golpe en la nuca.

Gudb: ¡Buen trabajo, Nikto! ¡Con todos estos disparos bláster volando...



Interior de la casa del Maestro Thon

Gudb: (Desde fuera) ...la última cosa que este Jedi esperaba era que le tumbaran de un puñetazo!
Nomi: Van a matarle... igual que mataron a Andur...

La criatura gruñe realmente fuerte.

Nomi: ¿Espera, adonde vas? Por lo menos déjame ayudarte con la...

La puerta se abre y se cierra por sí misma.

Nomi: ...puerta.



Exterior de la casa del Maestro Thon

Bogga: ¡¡Acaba con ese Jedi, Gudb!! ¡¡¡Pronto tendré esos preciosos cristales!!!

El hombre amarillo gime.

Gudb: Lo conseguiste, jefe. ¡¡Dondequiera que los asesinos se reúnan para beber, seré conocido como "Gudb, el Asesino de Jedi"!!

La bestia irrumpe en estampida en el grupo. Gruñendo.

Weequay: ¡Ne de chaza...!
Nikto: ¿Qué galaxias es eso??
Gudb: ¡¡Oh, tío!! ¡Sabía que debí traer a Skritch conmigo!

La bestia, gruñendo, embiste a los asesinos, lanzándolos a los lados. Los matones van volando por todas partes, aullando de dolor.

Gudb: ¡¡Disparadle!! ¡¡¡Que alguien le dispare!!!
Nikto: Yo… ¡le tengo!

Nikto dispara a la bestia. El tiro rebota en la criatura. Puede oírse un zumbido...

Gudb: ¿¡¿Vamos, Nikto, no puedes apuntar bien a esa cosa?!?

Otro tiro desviado. Y otro. Y otro...

Nikto: ¡¡Le estoy dando, le estoy dando!! ¡Pero mis tiros simplemente le rebotan! ¡¡Y está comenzando brillar!!
Gudb: ¡¡No puede ser real!! ¡¡Esa bestia está emitiendo algún tipo de campo de fuerza!!
Bogga: ¡¡Vuta ya J'di!! ¡¡Volved a la nave!! ¡Éste no es un poder contra el que podamos luchar!! ¡¡Rápido!! ¡¡¡¡Rápidoooo!!!!

La Barcaza emprende el vuelo.

Gudb: ¡¡¡Eh, esperadmeeee!!!

La Barcaza (y Gudb) se alejan. La bestia murmulla satisfecha.
El hombre amarillo gime de nuevo

Nomi: Estás...
Hombre amarillo: Estoy... estoy bien, Nomi Sunrider.
Criatura: Ngruth dle pesh ntla.
Hombre amarillo: Gracias, Maestro. Has demostrado una vez más que un sable de luz no es el único camino para ganar una lucha.
Criatura: (Acercándose trotando al hombre amarillo) Hrrmmmth prey p'k'la gruum.
Nomi: ¿Maestro? ¿Por qué llamas Maestro a esta criatura?
Hombre amarillo: Porque él es mi maestro. Mi nombre es Oss Wilum. Ése es el Maestro Thon. Un Jedi muy avanzado.
Nomi: ¿Esa criatura? Pero ibas montado sobre él... Quiero decir, pensaba...
Oss: No soy yo, sino él quién será tu maestro en los caminos de la Fuerza, Nomi Sunrider.
Thon: Nnarruum.


Exterior de las ruinas del Palacio Real de Iziz

Las alarmas todavía están sonando en el exterior de los restos del Palacio. Un grupo de personas murmulla alrededor de los héroes.

Arca: Hay incendios por toda la ciudad, Ulic.
Ulic: Son los Oscuros, Maestro Arca. Han creado un ejército de guerrillas. ¡¡Aparecen como por arte de magia!!
Cay: Sí. Magia Sith.
Ulic: ¡Atacan a quien quiera que encuentren, y luego desaparecen!
Arca: Es el Rey Ommin. Él está aquí, en alguna parte... utilizando el poder oscuro de Freedon Nadd que sentí antes.
Ulic: Hemos investigado las catacumbas bajo la ciudad. Pero allí abajo es todo como un laberinto.
Arca: Debemos seguir intentándolo, Ulic. El destino de Onderon quizá el destino de este sistema estelar depende de nosotros.


Exterior de Ambria

Se oye el viento.

Nomi: (Hablando desde el futuro) Han pasado tantas cosas desde que llegué aquí, a Ambria. Pensé que mi entrenamiento Jedi entrenando empezaría, pero... he sido ignorada. Abandonada a mi suerte.

Vima suelta una risitas.

Nomi: (Desde el futuro) He pasado la mayoría de mi tiempo con la pequeña Vima. Le gusta jugar con los pequeños lagartos que habitan el terreno salvaje alrededor del cercado.

Los pequeños lagartos ("Neeks") sisean y zumban.

Vima: (Risas) ¡Mira, Mamá! ¡Los Neeks están bailando!
Nomi: Ten cuidado, pequeña gema. Esos Neeks tienen los dientes muy afilados.
Vima: Está bien, Mamá. ¡Cuando se acercan demasiado, les espanto para que se vayan! ¡Así!

Se oye el zumbido de la Fuerza... suave y apagado, pero está ahí.

Nomi: (Desde el futuro) La Fuerza ya se había despertado en mi hija. Puede usarla para protegerse de los dientes afilados de los Neeks. No debía sorprenderme. Ella era la hija de un... bueno, de dos Jedi.

Vima: ¡Vamos, Mamá, persigámoslos!

Nomi: (Desde el futuro) Yo le había advertido para que se apartase de ese lago humeante, así como Oss Wilum me había advertido a mí. Él dijo que el Lado Oscuro mora allí, en el lago al que llaman "el Lago Natth," hecho prisionero por el poder del Maestro Thon. Pero... los niños siempre serán niños.

Nomi: ¡Vima, déjales ir! ¡Apártate de allí, Vima!

Se oye el siseo del lago conforme Vima se acerca demasiado...

Vima: ¡Ja, ja! ¡Ya os tengo, pequeños Neeks!

Nomi: (Desde el futuro) Pero yo no le había hablado de... las criaturas. No quería asustarla. Oss Wilum me había contado que las criaturas del lago del Lado Oscuro habían empezado a mutar...

Los Neeks empiezan a graznar de miedo.

Vima: ¿Qué anda mal, pequeños Neeks?

Nomi: (Desde el futuro) ...convirtiéndose en criaturas del mal...
El infernal rugido de un reptil hiperdesarrollado llena el aire. Un segundo rugido se une al primero.

Vima: (Gritando) ¡¡¡¡¡Mamáaaaa!!!!!

Nomi: (Desde el futuro) Fue terrible. Pensaba que había dejado mis dragones tras de mí... pero otros dos nuevos surgieron del agua, yo... estaba demasiado lejos, no podría alcanzarla a tiempo...

Nomi: ¡¡¡Vima!!!
Vima: ¡Mamá!!! ¡¿¡¿Qué son estas cosas?!?!

Nomi: (Desde el futuro) ¡Y entonces, algo salió de mí!! La Fuerza, supongo. Bueno, estoy segura de ello. Creé una imagen en mi cabeza. ¡¡En mi mente, los dos dragones dejaron de arrastrarse hacia Vima y empezaron a luchar entre ellos!! Y antes de que pudiera darme cuenta...

Los dos dragones Oscuros empiezan a lanzarse dentelladas entre ellos..

Nomi: (Desde el futuro) ...¡¡mi imagen se volvió realidad!! ¡Los dos dragones comenzaron a luchar, como si yo les hubiera forzado a hacerlo!

Vima: ¡Oh, Mamá!
Nomi: ¡¡Ven conmigo, Vima!! ¡¡Ahora!!



Exterior de la casa del Maestro Thon

El viento continúa soplando.

Nomi4...y escapamos. Yo vine directa a la casa.

Thon murmura pensativamente.

Nomi: Pensé que debía contarle lo que pasó, Maestro Thon. No sé por qué. Nunca habla conmigo. Nunca hace nada más que ese gruñido...
Thon: mmmMMMMMMMSSSSssssiento mucha tristeza y dolor en tu corazón, Nomi Sunrider.
Nomi: (Atónita) Pero... ¿¿¿habla???
Thon: (Reconocemos la voz como la oída por Nomi en la otra ocasión, junto al lago) Por supuesto que hablo. Siempre, con palabras y de otras formas. En la Fuerza, cada momento es una frase.
Nomi: Pero… ¿por qué ha estado ignorándome? ¿¿Por qué ha esperado tanto??
Thon: He esperado por ti, hija mía. Mis palabras no han cambiado, pero ahora tienes orejas para oírme. Hoy, en el lago, abriste a tu mente a la Fuerza. Tú instintivamente has usado una de nuestras herramientas más poderosas... la Meditación en Combate Jedi.


Nomi: ¿“Meditación en Combate”? Entonces… ¡soy una Jedi!
Thon: Has empezado el largo viaje. Espero que no sea demasiado tarde.
Nomi: ¿“Demasiado tarde”?
Thon: Los acontecimientos avanzan rápidamente. Acontecimientos que te conducirán a ti, y a otros que ya están luchando, a la batalla más grande conocida. Entre el Lado Luminoso... y la oscuridad. Debo prepararte. ¡¡Tu entrenamiento debe empezar ahora!!



Museo Galáctico de Coruscant

El museo más grande de la galaxia está lleno de actividad.

Intercomunicador: (Una voz de locutor brillante, alegre, del tipo que se podría oír en un parque de atracciones) ¡¡Bienvenidos a Republic City!! ¡Como sabrán por sus folletos de viaje, Republic Cityla única ciudad en Coruscantcubre la superficie entera del planeta! Es la ciudad más grande de la República. ¡A su izquierda tienen una vista de las cámaras Senatoriales, donde se debaten las leyes para todo el cosmos civilizado! Luego, visitaremos el museo del Misterio Natural, y...
Aleema: ¡Psst!
Satal: Aleema, ¿cuánto más tendremos que soportar esto?
Aleema: (Una mujer joven y calculadora) Sólo durante algún tiempo más, Satal. Tenemos que mezclarnos con los turistas lo suficiente para estudiar el esquema de las instalaciones del Museo.
Satal: Bueno, mejor hagámoslo rápido. ¡Después de todo, tú y yo somos los herederos de todo el sistema estelar de la Emperatriz Teta, no un par de greenies de Circarpous V! ¡Nos arriesgamos a ser reconocidos antes o después!
Aleema: ¡Vale, vale! Hay un monitor de ubicación allí. Simplemente pulsa ese botón y...

Se oye un pitido de la computadora.

Computadora: Pantalla de mapa activa. Usted se encuentra Aquí. (Pitido)
Satal: ¡Oh! ¡Por la Emperatriz, odio las ayudas visuales!
Aleema: (Exasperada) Silencio, Satal. Estoy comprobando el directorio...

Aleema trastea en el monitor de ubicación.

Aleema: Veamos... Alderaan, Anoat... ¡aquí está! Antigüedades del Lado Oscuro.
Satal: ¡Perfecto! Hay un museo de objetos del Lado Oscuro no lejos de aquí.
Aleema: Ya está, Satal. ¡El poder del Lado Oscuro pronto será nuestro!

Exterior de Ambria

Sobre el viento pueden oírse ruidos de herramientas.

Oss: Y ahora, ¿dónde está ese conversor de potencia? Conversor de potencia...
Tresdé: ¡¡Ooh!! ¡Ah-hah-hah-hah! Creo que está a la izquierda, Amo Wilum.
Oss: El bláster de Gudb hizo un trabajo sucio en ti, Tresdé. He tardado meses en conseguir las piezas para arreglarte.

Nomi se acerca a ambos.

Tresdé: ¡Oh, Ama Nomi! ¿Cómo está?
Nomi: Hola, Tresdé. Hola, Wilum.
Oss: Hola, Nomi Sunrider. ¿Cómo va el entrenamiento Jedi?
Nomi: Bien... S... supongo. El Maestro Thon me dio la tarde libre. Pensé que daría un paseo, pero... este planeta es tan yermo. ¿Por qué el Maestro Thon escogió vivir aquí?
Oss: Mmm, porque quiso probarse. Ambria es un mundo del Lado Oscuro. Y una vez que Thon condujo las energías del Lado Oscuro de vuelta a ese lago, decidió quedarse.
Nomi: ¿Desde... desde cuándo conoces al Maestro Thon? ¿Es realmente tan sabio como dicen? Él... a veces me da miedo.
Oss: (Todavía ocupado con la reparación) Llevo con él cinco años. Me enseñó a usar el sable de luz y la Fuerza. Él me dio...
Tresdé: ¡Por favor, mire lo que está haciendo, Amo Wilum! ¡Está a milímetros de mis servos más delicados!
Oss: Oh... lo siento, Tresdé. Thon es el mejor Maestro Jedi que jamás haya conocido, Nomi. Hmmm… el emisor de densidad está frito...
Tresdé: Ohhh, cielos. Eso es fatal, ¿no es cierto? ¡¡¡Estoy condenado!!! ¡¡Lo sabía!!
Oss: (Risita) Estarás bien. Eh, puedo hacer un bypass al emisor, y unirlo directamente a este integrador secundario. Tengo que advertirte, Nomi, que el Maestro Thon puede ser espeluznante a veces. Él te empujará para encontrar tus límites.
Nomi: Bueno, por lo menos estarás aquí. Si las cosas se ponen difíciles, tendré alguien con quien hablar.
Oss: ¿Oh, no lo sabías? Yo... puede que me vaya.
Nomi: ¿¿Qué??
Oss: Bueno, sí. Es por eso que el Twi'lek está aquí.
Nomi: ¿Quién es "Twi'lek?"
Oss: (Risas) Un Twi'lek es una especie, no una persona. Este es un Jedi. Su nombre es...



Exterior de Ambria — En otra parte

El viento todavía está soplando. Se oye el ruido del trote de Thon.

Thon: Mmm… Tott Doneeta. Me alegra que hayas venido.
Tott: Sí, Maestro Thon. El Maestro Arca está en el planeta Onderon con sus aprendices, Ulic y Cay Qel-Droma. El Lado Oscuro es muy fuerte allí. ¿Nos ayudará?
Thon: El Maestro Arca es un viejo amigo. ¿Cómo puedo negárselo?



Exterior de Ambria — Más tarde

La nave de Tott se va.

Museo de Coruscant

Una puerta se abre.

Conservador: ¡Bienvenidos al Museo de Antigüedades del Lado Oscuro! ¿Puedo ayudarles?
Satal: Así lo espero. Mi nombre es Satal. Y ésta es mi prima, Aleema.
Aleema: Estamos interesados en ver cualquier objeto antiguo del Lado Oscuro. Si es que tiene alguno.
Conservador: ¿¿Si es que tengo alguno?? (Risas) ¡Queridos míos, están de suerte! Precisamente estamos instalando ahora una nueva exposición. "Los Señor Oscuros del Sith. "
Satal: Hm... hmm. Es un título bastante dramático.
Conservador: Gracias. Lo ideé yo mismo. Pero me temo que la exposición todavía no está preparada.
Aleema: (Activando su encanto) Oh, ¿pero no podríamos de todos modos ir a ver lo que tiene?
Conservador: Bueno, se supone que yo no... la mayoría del material que tenemos son sólo baratijas, ¿saben? Pero los Caballeros Jedi nos pidieron que no lo mostrásemos hasta que se hubieran tomado las medidas de seguridad apropiadas.
Aleema: ¿Sólo una miradita? ¿¿Por favor??
Conservador: Bueeeeeno... de acuerdo. ¿A quién le va a molestar, de todas formas? Sólo son un manojo de libros viejos y de talismanes acumulando polvo. ¡No es como si alguien fuera a usar esas cosas para conquistar la galaxia o algo así! (Risas) ¡Pasen por aquí!

Otra puerta se abre.

Aleema: Ohhh...
Satal: Guau.
Conservador: Aquí están, hasta ahora sólo montones de libros viejos y medallones. Pero esperen a que preparemos las luces y las holografías. Ese es el verdadero espectáculo.
Satal: ¿Sabe mucho sobre el Lado Oscuro?
Conservador: Oh, sólo lo que está aquí en el datapad, en realidad. Antiguos Caballeros Jedi que se volvieron al Lado Oscuro y se convirtieron en Señores Oscuros del Sith, o alguna otra cosa sin sentido. Gobernaron a una antigua civilización, pero fueron desterrados por sus malas prácticas, etc, etc...

Pitido de la computadora.

Conservador: Oh, me perdonan un momento, ¿verdad?

El conservador abandona la sala.

Conservador: (En la otra sala) ¿Hola? Aquí... ¡¿¿Qué??! No... (Comienza una larga sesión de chismorreo.)
Satal: ¿Aleema, puedes sentirlo?
Aleema: Sí. Hay poder en esas cosas, Satal.
Satal: Sí. Me pregunto si alguien más puede sentirlo, además de nosotros.
Aleema: Toma algo, Satal. ¡Ésta es nuestra oportunidad!
Satal: Este libro. Con escritura antigua. ¡Oh, esto parece importante!
Aleema: Bien. ¡¡Vamos!!

Los dos aristócratas salen de la sala corriendo tan rápido como pueden.

Conservador: ...Lungfish estaría bien... con tal de que esté fresco, claro.

El conservador se aparta un instante del comunicador

Conservador: Vaya, siento todo esto. Sólo es un pequeño malen... vaya. ¿Adónde se fueron ahora?



Interior de la casa del Maestro Thon

Vima: (Riendo y cantando) La la la la, diez pequeños cachorros de bantha, caminando por la nieve. Uno se escapó, y entonces quedaron nueve... la la la la...

Nomi llega sofocada.

Vima: Hola, Mamá. ¿Cómo…

Nomi cae al suelo, resoplando

Vima: ¿...estás? Pareces cansada, Mamá.
Nomi: Estoy muy cansada, pequeña gema. Este entrenamiento Jedi es...
Thon: Nomi Sunrider…
Nomi: (Se pone en pie de un salto) Maestro Thon. Yo... no me di cuenta de que había entrado.
Thon: Tu entrenamiento va muy bien. La Fuerza está realmente contigo.
Nomi: (Aturdida por la inesperada alabanza) Gr... gracias.
Thon: Es hora de que dé el próximo paso. Usarás cristales de Adegan para construir tu primer sable de luz.
Nomi: (Dolorida) Maestro Thon... Yo... sé que debo llevar la vida de un Jedi. Lo haré. Pero nunca tocaré de nuevo un sable de luz. Un sable de luz sólo me hará recordar la muerte de mi marido... y la venganza terrible que llevé a cabo sobre aquellos que le asesinaron...
Thon: Eso no fue venganza. Fue autodefensa. Fue justicia. Ya has mostrado gran habilidad natural con el sable de luz.
Nomi: Usted mismo no lleva sable de luz. Con tal de que yo no tenga que usar un sable de luz, aceptaré su entrenamiento.
Thon: Mmmmm... debes tomar el sable de luz, Nomi Sunrider. Yo predigo que, o lo tomas de nuevo, o morirás.
Nomi: Sin embargo, no lo haré.
Thon: Entonces ven. Iremos a las colinas. Hay una ceremonia que debo realizar.
Nomi: ¿Ceremonia? Pero...
Thon: Trae a tu hija. También ella es mi aprendiz.



Exterior de Ambria

Thon: Deprisa, sube a mi espalda con tu hija. Debemos darnos prisa.
Nomi: Tresdé, ¿estás... estás seguro de que no quieres venir con nosotros?
Tresdé: Gracias, Ama, pero creo que mis juntas estén preparadas para semejante... eh... paseo. Además, esa criatura parece muy enfadada, Ama.
Thon: Ggggrrrrrrrr
Tresdé: (Muy asustado) ¡Además, debo terminar de reparar el Explorador del Lado Luminoso!
Nomi: Muy bien. ¡Arriba, Vima! A la espalda del Maestro Thon.

Alza a Vima.
Thon refunfuña.

Nomi: Ya está. Tresdé, si pasara algo... si no regresamos... toma la nave. Vuelve a nuestro planeta. Cuéntales lo que pasó.
Thon: (Una risa muy grave) ¿Nomi Sunrider, no confías en mí? (Ríe más fuerte. Sus risas se transforman en...)



Palacio de Bogga — Stenness

...la terrible risa de Bogga el Hutt.

Nikto: No lo pillo, Gudb. ¿Por qué Bogga el Hutt está riendo?
Gudb: No lo sé, Nikto. ¡Hace un rato, estábamos lamiéndonos las heridas tras la paliza que nos dio ese Jedi, y ahora el viejo Bogga está riéndose tan fuerte que se está agitando como un flan Andoriano!
Bogga: ¡¡Prepara la nave, Gudb!! ¡¡Vais a hacerles otra visita a esos Jedi!!
Gudb: ¿¡¿Yo, jefe?!? Está seguro de que quiere que...
Bogga: ¡¡¡No cuestiones mis órdenes, Gudb!!!
Gudb: Pero la última vez...
Bogga: ¡La última vez, no teníais ésto!

Se oye un tintineo metálico

Gudb: Uh… ¿joyas?
Bogga: ¡¡¡Estúpido!!! Son cadenas. Cadenas mandalorianas. Sujetarán incluso a un prisionero Jedi. ¡¡¡¡Ahora, ve!!!!



Exterior de Ambria

Se oye el ruido de los cascos de Thon. El chillido de un pájaro extraño. Y el omnipresente viento.

Thon: Conocer la luz es muy simple. Un Jedi debe sentir la tensión entre los dos lados de la Fuerza, en él y en el universo. El Lado Oscuro nos desafía. Nos prueba. Nos fuerza a que lleguemos más allá de nosotros mismos.
Nomi: Como… ¿lo que hice en el lago?
Thon: Exactamente. Utilizaste la Fuerza para influir en esas criaturas del Lado Oscuro.
Nomi: Maestro Thon... Oss Wilum me contó que escogió este mundo porque el Lado Oscuro es fuerte aquí.
Thon: Sí. Había una gran oscuridad aquí. Yo la atrapé en el lago, y allí permanece. (Suspira y deja de caminar) Aquí. Hemos llegado.
Nomi: ¿Aquí? ¿Al borde de este precipicio?
Thon: Sí, Nomi Sunrider. Mira al abismo.

Vima golpea unas rocas sueltas del borde.

Vima: Ooh, Mamá, es tan profundo...
Nomi: Quédate atrás, Vima. Es demasiado peligroso.
Thon: ¿Peligroso? Mmm, sí, es peligroso, Nomi Sunrider. Pero no es nada comparado a la Fuerza. Ahora por favor, vuélvete de espaldas al abismo, y mírame.
Nomi: Bien.

Ella se vuelve, con los pies justo al borde del precipicio.

Thon: Ahora estás de pie en el filo de la navaja, Nomi Sunrider. Entre la oscuridad detrás de ti, y la Fuerza ante ti. Y debes escoger. Pero recuerda, la Fuerza es más profunda que este abismo, y mil veces más misteriosa. Pero puedes entender estos misterios, Nomi Sunrider. Uno de los caminos por los que Jedi llega a entender la Fuerza es a través de la construcción de un sable de luz.
Nomi: (Asustada y enfadada) Pero Maestro Thon, yo...
Thon: Tu destino espera, Nomi Sunrider.
Nomi: Yo... ¡¡no estoy segura de quererlo!! ¡Nunca quise ser un guerrero! ¡Nunca quise tomar parte en ninguna batalla galáctica!
Thon: ¡¡Los Jedi no buscan batallas!! Pero tampoco vuelven la espalda a la batalla cuando la encuentran... ahora, tengo un regalo para ti. (Tira de un paquete atado a su costado) Esto... es mi propio sable de luz. Pertenece legítimamente a mi más grande aprendiz. Ten. Tómalo.
Nomi: (Retrocede, agitando las rocas del borde) Yo... no puedo. Yo... debería volver a mi planeta, y empezar una nueva vida.
Thon: (Comenzando a perder su paciencia) N'grrttthhh... Te diré una cosa, Nomi Sunrider. ¡No hay vuelta atrás para ti! ¡¡¡Hay avance, o hay oscuridaddddd!!!

Una descarga bláster golpea el suelo cerca de los tres Jedi. Un esquife vuela sobre ellos, disparando.

Gudb: ¡Yeehah!!!
Nikto: ¡¡¡Vuélalos en pedazos!!!
Nomi: ¡¡¡Maestro Thon, nos están atacando!!!
Vima: (Grita) ¡¡¡¡Mamá!!!!
Thon: Sí, oí su deslizador aproximándose hace un rato.
Gudb: (Hablando mientras el diálogo de Nomi y Thon) ¡¡Diablos, Nikto, sigues fallando!! ¡¡No podrías darle ni a cantante de ópera gamorreano!!
Nomi: ¿¡¿Y no hizo nada?!?
Nikto: (Hablando bajo el diálogo de Thon) ¡¡Lo intento, lo intento!!
Thon: Estaba preguntándome cómo podría engañarte para lanzarte a la batalla. (Risitas) Esta parece una buena oportunidad.
Nomi: ¿¡¿Batalla?!? ¡¡¡Tenemos que escapar!!!
Thon: ¿¿Huir?? ¡¡No, luchar!! Estoy desviando sus disparos con la Fuerza. ¡¡¡Toma el sable de luz!!!
Nomi: Lo siento, Maestro Thon. No puedo.
Thon: (Enfadándose mucho¡¡¡Aprendiz cabezota!!! ¡¡¡No es momento de filosofías!!! Tu futuro ha empezado. ¡¡¡Toma el sable de luzzzz!!!
Nomi: ¡¡¡No!!!
Thon: (Muy enfadado) Muy bien, entonces. ¡¡Si no vas a usar el sable de luz, entonces usa tus poderes Jedi, como hiciste para proteger a tu hija!!!
Nomi: ¡¡¡E... está loco!!! ¡¡Yo no tengo poderes!! ¡Usted es el Maestro Jedi, usted nos protege!!! ¡¡Yo tengo que salvar a Vima!!
Thon: (Ardiendo de rabia) ¡¡¡Nch tsun gttak!!! ¡¡¡Muy bien, huye!!! Lleva a tu hija a lugar seguro. (Comienza a trotar) Si la aprendiz de Thon no tiene poderes... entonces Thon tampoco los tiene. Skon ulpn knrr... dejemos que este encuentro siga su curso.
Nomi: ¡¡Espere!! ¿Dónde va...? ¡¡Maestro Thon, está yendo directo hacia ellos!!
Nikto: Eh, Gudb, mira a la bestia esa grande. Parece… ¡Parece que se está rindiendo!
Gudb: Sí, Nikto. Pero mantén tu bláster apuntándole de todas formas. Bueno, muchachos, aterrizad con el aerodeslizador. Parece que tendremos que cargar con un prisionero. (Risas) ¡Sí!
Nikto: ¡Atrapadle! ¡Ponedle esos grilletes! ¡¡Bien!!

La banda encadena al Maestro Thon con las cadenas Mandalorianas, echando el cerrojo. Las voces se desvanecen mientras Nomi corre hacia Vima.

Nomi: Vamos, Vima. Tenemos que ocultarnos.
Tresdé: (Apareciendo) ¿Ama Nomi? ¡¡Por aquí!!
Nomi: ¡¡Tresdé!! ¿Cómo has...?
Tresdé: Oh, Ama Nomi. ¡¡Esos piratas demolieron la casa del Amo Thon!! ¡¡Apenas pude sacar mis circuitos de allí!!
Nomi: Vamos a irnos de aquí, Tresdé. ¿Está el listo Explorador del Lado Luminoso?
Tresdé: Sí, señora. Pero esos piratas están entre nosotros y la nave. ¿Y qué hay del Amo Thon?
Nomi: Él es un Maestro Jedi, Tresdé. ¡Estará... (De repente ve lo que le ha ocurrido a Thon) ¡¡Espera!! ¡¿Qué está haciendo?!

Thon brama, resignado, lejos de allí.

Gudb: (A lo lejos) ¡Ya no eres tan duro ahora, ¿verdad?! ¡Ja, estúpido saco de cuernos y de protestas! ¡Ponedle esas cadenas Mandalorianas, muchachos!

Ruido de cadenas entrechocándose.

Tresdé: ¡Se lo están llevando prisionero!
Nomi: Está rindiéndose sin luchar.
Tresdé: ¿Qué vamos a hacer? ¡¡Esos brutos!! ¡¡Ojalá fuera un modelo mejor de droide!! Me gustaría tener el poder de...
Nomi: "El poder". El Maestro Thon dijo algo sobre mis poderes Jedi.
Gudb: (Desde lejos) ¡Si se mueve, dispárale!
Nomi: ¡¡¡Maldito sea!!! ¡¡Ésta es su forma de engañarme!! ¿Pero qué otra opción tengo? Tengo que…
Tresdé: Ama Nomi, ¿qué está...?
Nomi: ¡¡Calla, Tresdé!! Sólo he hecho esto una vez antes. Tengo que concentrarme... alcanzar las mentes de esos piratas espaciales...
Nikto: Bueno, Gudb. El aliento de Rancor aquí presente está completamente encadenado.

Está haciendo chocar los cristales de Adegan entre sí. La Fuerza comienza a crecer...

Gudb: Buen trabajo, Nikto. Bogga el Hutt estará contento conmigo. ¡Primero capturo a un Maestro Jedi, y ahora acabo de encontrar esos cristales de Adegan que taaanto ansía!
Nikto: ¿Qué quieres decir, con eso de que  capturaste a un Maestro Jedi?
Gángster 1: Eso, Gudb. Aquí hay como una docena de tipos que hicimos el trabajo.
Gudb: ¿Eh, qué os pasa, muchachos?
Nikto: Sí... ¡¡de hecho, no has hecho gran cosa, aparte de quedarte al margen dando órdenes!!
Gudb: Vamos, compañeros... ¡¡os estáis comportando como locos!! ¡¡Aquí estamos todos del mismo lado!!
Gángster 2: Déjame guardar esos cristales para Bogga.
Gángster 3: ¡No, yo!! Deja que yo los lleve...
Gángster 4: Yo soy más fuerte. (Empuja a Gudb) ¡¡Yo los llevaré a Bogga!!
Gudb: ¡¡Aparta tus zarpas de mis cristales!!

La discusión entre los gángsteres crece...

Gángster 1: ¡¡Dámelos!!
Gángster 3: ¡¡Son míos!! ¡¡Míos!!
Gángster 2: ¡¡Olvídate de Bogga!!

Estalla una pelea entre los doce.

Tresdé: ¡¡Ama Nomi, esos piratas se han vuelto locos!! ¡¡Se están peleando sin razón!!
Nomi: Es la Fuerza. El Maestro Thon lo llama "Meditación en Combate Jedi. "
Tresdé: Ahora tenemos el camino despejado. Creo que podremos alcanzar la nave.
Nomi: (Con una nueva resolución en su voz) Cuida de Vima, Tresdé.

Snap-hisssssss… Nomi empuña el sable de luz de Thon.

Nomi: Tengo un trabajo que hacer. Bien, Maestro Thon, ya tengo tu sable de luz... ¡¡¡Tú ganas!!!

Nomi corre contra los piratas.

Nikto: ¡¡Dame los cristales, Gudb!!
Gángster 1: ¡¡Olvídalo!! ¡¡¡Son míos!!!
Gángster 4: ¡¡Aléjate de mí!!
Gángster 2: (Oyendo el sable de luz) ¡¡Eh!! ¿Qué es eso...?
Gángster 3: ¿Qué es eso? ¿¿Quién es esa??
Gángster 1: Eh, tranquila...

Nomi se convierte en una picadora de carne viviente, gruñendo y gritando mientras despedaza a los piratas con el sable.

Nomi: ¡¡¡Esto es un sable de luz, escoria!!!

El gángster 3 emite un grito de agonía.

Nomi: ¡¡¡¡Y yo soy (gruñidos, el gángster 2 muere) una jedi!!!!
Gángster 1: ¡¡¡Está intentando liberar a la bestia!!!
Gángster 4: ¡¡No, viene a por los cristales!!
Gudb: ¡¡Es una Jedi, idiotas!! ¡¡Viene a por nosotros!!
Gudb y Gángsters: ¡¡¡¡Corramos!!!!

Los piratas emprenden la retirada.

Nomi: He venido, Maestro Thon. Tal como sabías que lo haría.

Con un mandoble, Nomi corta las cadenas de Thon.

Thon: Está en tu naturaleza, niña. Eres una Jedi.
Gudb: Esperad un momento... ¿¿por qué estamos corriendo?? Todavía somos casi 12 contra 2. ¡¡Bogga nos convertirá en forraje de dragón!! ¡¡Tenemos que matarles a ambos!! ¡¡¡Vamos!!!

Los tipos malos vuelven a acercarse a los Jedi...

Nomi: Maestro, vuelven a por más.
Thon: Ahora lucharemos juntos, como maestro y aprendiz.

Los gruñidos de Thon y el sable de Nomi sirven perfectamente de complemento a los gritos de los piratas.

Gángster 4: ¡¡Aaaggghh!! ¡¡¡Me ha cortado la pierna!!!
Gudb: ¡¡¡Atrápala, Nikto!!! ¡¡Destruye a esa Bruja!!
Nikto: ¡¡Ni hablar!! ¡¡Yo no me acerco a ese sable de luz!!
Gudb: ¿¡Prefieres a ese monstruo con cuernos!? ¡¡Está emitiendo un campo de fuerza que podría detener a un reptador de las arenas!!
Nikto: Se acabó. ¡¡Yo me voy de aquí!!
Gudb: Yo también. ¡¡Ya he tenido más Jedi de lo que puedo soportar!!
Piratas supervivientes: "Escapemos", "Vayámonos de aquí," etc...
Nomi: Están huyendo.
Thon: T'cha. Déjales ir. El Hutt completará su humillación.

El aerodeslizador se va.

Nomi: Me temo que nos hemos creado enemigos, Maestro.
Thon: N'grth. Nadie quiere enemigos. Pero a veces pueden ser útiles. Nos fuerzan a que lleguemos más allá de nosotros mismos.
Nomi: Yo… estoy lista.
Thon: Así lo espero, hija mía. Porque debemos partir pronto.
Nomi: ¿Vamos... vamos a reunirnos con Oss Wilum?
Thon: Aún no. Antes, debemos ir a Coruscant, a hablar con los Senadores de la República. Creo que necesitarás su ayuda, porque los enemigos a los que te has enfrentado hoy no son nada comparados con el poder del Lado Oscuro que nos espera en Onderonnnn...



Nebulon Ranger — Cabina

Se oye el rugido de los motores del Ranger.

Controlador: (Por el comunicador) Nebulon Ranger, Aquí Control de Vuelo de Onderon. Tiene permiso para aterrizar en la Bahía de Atraque 2.
Tott: Afirmativo, Control de Vuelo. Por favor, avise al Maestro Arca que Tott Doneeta ha llegado con el Jedi Oss Wilum.

Se oye el rugido del motor de nuevo.



Iziz — Plataforma de aterrizaje

Un coro canta de fondo, mientras se oyen los pasos de un desfile de estandartes.

Oss: Así que ésta es la ciudad de Iziz. Parece magnífica.
Tott: Lo era, antes de que empezara la guerra.
Oss: Parece que hemos llegado a Onderon justo a tiempo para un funeral, Tott Doneeta.
Tott: Sí, Oss Wilum. El Maestro Arca ha ordenado que el cuerpo de la Reina Amanoa y los restos del Señor del Sith Freedon Nadd— sean trasladados fuera del planeta. Los onderonianos están enviándolo a una tumba en la cuarta luna. El Maestro Arca dice que el Lado Oscuro todavía es fuerte alrededor del antiguo sarcófago de Freedon Nadd.
Oss: Sí. Puedo sentirlo.
Tott: Ah. Ahí llegan.
Oss: ¿Quién es ese hombre de aspecto poderoso que va en cabeza?
Tott: Ése es Oron Kira, el Señor de las Bestias. No es un Jedi, pero a su manera es un hombre formidable. La mujer a su lado es la Princesa Galia, la nueva gobernante de Onderon.
Oss: Y esos tres deben ser...
Tott: Sí. Ulic y Cay Qel-Droma, y con ellos está el... (en voz más alta) ¡¡Maestro Arca!! ¡¡He vuelto!!
Arca: Bienvenido de nuevo, Tott Doneeta. ¿Y a quién has traído?
Tott: Éste es el pupilo del Maestro Thon, Oss Wilum. Él ha accedido a ayudarnos con nuestro trabajo.
Ulic: Tu ayuda es bienvenida.
Tott: Ah, y estos son Ulic Qel-Droma, y su hermano Cay.
Cay: Hola.
Oss: Hola. Es un gran honor servirle, Maestro Arca, pero... parece enfermo.
Arca: (Fatigosamente) Es el Lado Oscuro de la Fuerza. La ciudad está aún saturada de ella. Nos está afectando a todos. El Lado Oscuro es curiosamente fuerte en este mundo, a pesar de la luz que he traído. El Jedi Oscuro Freedon Nadd continúa teniendo un gran apoyo popular. Creo que algunos de sus seguidores son magos del Lado Oscuro.
Ulic: Bueno, desde luego aparecen y desaparecen como por arte de magia. Hemos tenido una docena de ataques de guerrilla sólo en la última semana. ¡Pero los terroristas simplemente parecen desvanecerse!